top of page

Mirar hacia la educación

Si la locura y la violencia se enseñorean de las calles y vías del país, lo lógico es mirar hacia soluciones pertinentes, que den resultados y que tengan una prospectiva real y sostenible en el tiempo.


Por ello recomendamos mirar a la educación en un país que dista mucho de tener aquellos indicadores que nos permitan pensar con optimismo en el futuro, con inversión que vaya por sobre todas las cosas a capacitar a los maestros, a los directivos de las instituciones educativas, así como también a definir cuáles son las prioridades en cuanto a sistemas y currículo se refiere.


El énfasis en la capacitación de los docentes viene dado por las estadísticas mundiales que indican que es la mejor inversión que un país puede hacer, por el efecto multiplicador que conlleva, así como por la mejora en su autoestima que rendirá frutos fantásticos en las aulas y en el relacionamiento con los estudiantes.


Por otro lado, los temas curriculares tienen que ver con la realidad del mundo actual, en el que priman los avances tecnológicos que deben ser usados de manera adecuada dentro y fuera del aula, así como también el énfasis que debe ponerse en temas como la consciencia ecológica, los temas climáticos, la preservación de los hábitats, entre otros.


Otra temática que no puede descuidarse y que debe ser un eje transversal es la relativa a la educación en valores, indispensable en la formación de los niños y los jóvenes y que debe ser parte fundamental dentro de cada asignatura, con contenidos explícitos que vayan formando la personalidad de cada ser humano en etapa de crecimiento.


Si a estos enunciados añadimos la necesidad de una articulación permanente entre padres de familia y maestros, tenemos un panorama bastante aproximado al deber ser de la educación en el país.

Comentarios


Post recientes
bottom of page